18 jul. 2007

NOTICIAS DEL BOLETIN "DESASTRES" DE PAHO/DISASTERS


Cómo saber si un hospital es seguro?
¿Qué significa seguro? ¿Qué podemos hacer cuando sabemos que no es tan seguro? Por muchos años, este tema ha estado mucho más lleno de preguntas que de respuestas y soluciones. Igualmente ha sido difícil establecer indicadores que permitiesen generar información de base y medir el progreso que los países van alcanzando. Estas inquietudes fueron analizadas por expertos del Grupo Asesor en Mitigación de Desastres (GAMiD) de la OPS/OMS para elaborar un instrumento que permita hacer una evaluación o diagnóstico sobre el nivel de seguridad existente en los hospitales, priorizar su intervención y monitorear los progresos. El Índice de Seguridad Hospitalaria es una herramienta práctica que permite identificar las medidas y rangos de seguridad frente a desastres que tiene un establecimiento de salud.


En cada establecimiento de salud se obtiene información general como: grado de complejidad, población que atiende, especialidad, personal de salud, producción de servicios, ubicación, amenazas y antecedentes de desastres en el lugar donde fue o es construido. Luego se evalúa el estado de seguridad de los componentes estructural, no estructural y organizativo-funcional. En cada componente se evalúan una serie de aspectos específicos, a los cuales se les asigna una calificación de seguridad alta, media o baja, de acuerdo a estándares establecidos. A estas calificaciones se les asigna valores ponderados de acuerdo al grado de importancia del aspecto evaluado.

El resultado final es un índice de seguridad hospitalaria frente a desastres que permite ubicar a los hospitales dentro de tres rangos de seguridad con el fin de recomendar las acciones necesarias y el plazo en el que deben ejecutarse para mejorar el estado de seguridad del establecimiento de salud evaluado.

Esta lista de verificación de seguridad hospitalaria permite entrenar equipos multidisciplinarios de evaluadores, incluyendo ingenieros, arquitectos, personal de salud, directores de hospitales y otros. La evaluación de un establecimiento de salud se puede realizar en pocas horas y con bajo costo, lo que permite abarcar un gran número de establecimientos de salud en poco tiempo. Este índice, sin embargo, no sustituye los estudios detallados de vulnerabilidad, sino que permite contar rápidamente con una información preliminar que identificará los establecimientos de salud que necesitarán ser intervenidos urgentemente, los que deben ser protegidos en el corto plazo y aquellos que teniendo un índice de seguridad aceptable, deben establecer medidas de mantenimiento y monitoreo y pueden mejorar aún más su nivel de seguridad implementando acciones en el mediano plazo.
Esta metodología y la lista de verificación han sido aplicadas con marcado éxito en México y en menor grado en Costa Rica, Cuba, Dominica, Perú y San Vicente y las Granadinas. Puede consultarlo y obtener una copia en www.paho.org/desastres.